X
X

Recibe “Dile si a ti mismo” gratis.

Ingrese su nombre y correo electrónico para participar en la rifa de 100 libros autografiados por Gutemberg Dos Santo.

La irreverencia a lo estático.

 

"En la actualidad existe una nueva habilidad que un profesionista, tiene que desarrollar; esta habilidad se llama “Irreverencia a lo estático”." 

 

En la actualidad existe una nueva habilidad que un profesionista, o cualquier persona que quiera emprender, tiene que desarrollar; esta habilidad se llama “Irreverencia a lo estático” es decir, no quedarse en el mismo lugar y adaptarse a los cambios. Antes suponía que todo cambio en mi vida pasaba por una función progresiva, que esto se daba paulatinamente hasta poder adaptarme a ello, Una crisis, una ruptura o simplemente una mejor forma de reorganizar mi vida, daba lugar a ejecutar un proceso de cambio.

Ahora este movimiento lo experimentó con mayor velocidad todos los días. Antes ocurría de manera más lenta y progresiva. Pero hoy el escenario en el que me desenvuelvo me exige estar atento ante los constantes cambios e  identificarlos de manera oportuna para saber que posibilidades tengo de adaptarme a ello lo antes posible y, por ende, no tener consecuencias graves ya sea en mi vida personal o profesional.

El mundo se mueve y yo me muevo con él, no me concibo como un simple espectador del cambio. Me mantengo informado ante lo que me interesa, analizó mi competencia y doy lugar a pensar en el siguiente paso que daré; siempre y cuando me considere preparado para ello, es decir,  si cuento con las herramientas necesarias para hacerlo. En caso contrario me preparo y considero nuevos escenarios para adaptarme a las nuevas demandas, siendo más flexible y no encasillarme en una sola idea.

Hay un claro ejemplo de empresas que en su momento fueron exitosas y que por no reconocer que las cosas se estaban haciendo diferentes, y no tener la visión de cómo incorporarse a las nuevas tendencias, tristemente han desaparecido. En este caso me refiero a la gigantesca industria fotográfica de Kodak. Al ignorar y no percatarse de que lo nuevo era la imagen digital, poco a poco se fueron incorporando nuevas empresas que apostaron por esta tecnología y ahora son líderes en el mercado.

Constantemente doy una pausa y comienzo a indagar  cómo está funcionando el mercado que me interesa, o simplemente me nutro de información con respecto a las nuevas tendencias. No espero a que las cosas pasen. Procuro estar atento a los cambios, pero aún mejor procuro estar un paso adelante y analizo mi contexto y sus necesidades, de esta manera comienzo a formular ideas para poder abordar una demanda creativamente; y si actúo oportunamente, esta idea podría convertirse en un proyecto exitoso. Esto por el simple hecho de incursionar en el mercado con una idea innovadora antes que nadie.

Por ello no debo echar por la borda mi tiempo y mis  ideas, puede que una de ellas dé respuesta a una necesidad inmediata y convertirme en un nuevo creador y fundador de una tendencia en el mercado. Tengo que  cambiar mi forma de pensar y ver las cosas para poder tomar acciones que valgan la pena. Mi mente debe estar alerta al aprendizaje constante. No doy por hecho que ya he aprendido lo suficiente, el convivir con bastante gente y conocer diferentes culturas me ha convertido en un ser multicultural con una visión sin tabús y sin fronteras. He aprendido a romper paradigmas y establecer mi propia fórmula de éxito.

Los constantes cambios en la tecnología y el acelerado proceso a la era de la digitalización me obliga a estar alerta para ser más eficiente y flexible al aprendizaje continúo, que curiosamente al estar bien informado rejuvenece mi mentalidad y mi estado de ánimo. El conocimiento me ha dado el poder de moverme en distintos ámbitos y escalar nuevos proyectos.   

Como lo afirmó Darwin sobre que “no son los más fuertes e inteligentes  los que sobreviven sino los que mejor se adaptan a su entorno” por ello me mantengo atento ante mi entorno, identifico las necesidades y demandas existentes, autoanalizo mi capacidades para enfrentar el nuevo contexto y volteo a ver las posibilidades que tengo para  integrarme en él.

Gutemberg Dos Santos

Etiquetas

Crecimiento y liderazgo El secreto Liderazgo

Gutemberg dos santos en medios